Fotos: Mara Daruich
20/07/2016

Hoy se conectó el túnel que unirá las estaciones Puente Cal y Canto y Plaza de Armas


Con este hito constructivo, se unen en forma subterránea 5 comunas de la capital: Quilicura, Conchalí, Independencia, Santiago y Ñuñoa.


La construcción de la futura Línea 3 del Metro de Santiago avanza a paso firme. Esta mañana la alcaldesa de Santiago, Carolina Tohá, acompañó al Ministro de Transportes, Andrés Gómez-Lobo, al presidente de la empresa estatal, Rodrigo Azócar y al alcalde de Independencia, Gonzalo Durán, para la ceremonia de apertura del túnel que une las estaciones Puente Cal y Canto y Plaza de Armas de la futura Línea 3.

Este hito en el proceso de construcción da origen a un túnel de 17 kilómetros de largo que conecta en forma subterránea 5 comunas de la capital: Quilicura, Conchalí, Independencia, Santiago y Ñuñoa.

“Quisiera resaltar que esta obra impresionante se está realizando por parte de una empresa pública chilena con trabajadores chilenos. Es algo de lo que debemos sentirnos orgullosos porque realmente es extraordinaria, y se está haciendo con un cuidado y con un respeto por la ciudad que ojalá lo tuvieran todas las obras de magnitud y de infraestructura. Mientras se hace esta línea y la Línea 6 -que simultáneamente ambas pasan por Santiago- se ha hecho un esfuerzo por parte de Metro, para respetar la vida de la ciudad, la circulación del público, el patrimonio, y hacer compatibles estos trabajos con otras actividades que también son relevantes en la capital”, señaló la alcaldesa Tohá durante la actividad.

El ministro Gómez-Lobo explicó que “los avances que estamos constatando hoy son parte del esfuerzo que estamos realizando para seguir expandiendo la red de Metro. Actualmente se están invirtiendo US$4.200 millones en la construcción de la Línea 3 y 6, más las extensiones a Quilicuray El Bosque, que significará un crecimiento del 45% de la red de Metro.

“La construcción de este tramo implicó un importante desafío de ingeniería, ya que para construir el túnel hubo que sumergirse a 33 metros bajo tierra para cruzar de forma subterránea el lecho del Río Mapocho, la Autopista Costanera Norte y la actual estación Puente Cal y Canto de la Línea 2, sin intervenirla superficie, en línea con nuestro compromiso medioambiental”, dijo el presidente de Metro, Rodrigo Azócar.

En plena operación, el nuevo recorrido permitirá disminuir significativamente los tiempos de viaje. Actualmente el tiempo de traslado desde Puente Cal y Canto hacia Los Libertadores es de 41 minutos, con el Metro se reducirá a 12. Hacia Ñuñoa también permitirá una reducción en el tiempo de viaje, pasando de 37 minutos a 12.

La futura estación Plaza de Armas en tanto, permitirá a los usuarios del tren subterráneo combinar con la Línea 5, llegando a las comunas de La Reina, Ñuñoa, Independencia, Conchalí y Quilicura. Se proyecta que esta futura estación tendrá una afluencia anual de 1,5 millones de pasajeros, que se sumarán a los 18,7 millones que se estima circularán por la estación Plaza de Armas de Línea 5 en 2018.